Vive, es tiempo de RECARGA!!!

navidad

Diciembre, mes de emociones encontradas, sin duda, algunas personas están felices porque reunirán a toda la familia y otras en cambio; están en la añoranza inevitable de cuando se encontraban todos unidos y  aún vivían todos los miembros de la familia.

Muchas caras tiene la celebración de la Navidad, sea cual sea tu realidad, deja fluír, vívelo, provoca reencuentros con amistades; quizás, hasta te encuentres enfadado con alguien, es el momento de perdonarte-perdonar y continuar. Da el primer paso, no esperes y por favor suelta el resultado, sea el que sea, hazlo.

Genera la paz, el amor que deseas en tu mundo, trasmítelo al mundo de tu prójimo. De nada sirve seguir cargando sacos de piedras antiguos y que no te permiten avanzar.

Despierta, escúchate y sí, asume que no volverás a vivir las navidades de tu niñez o adolescencia, pero hoy debes de ser el gran creador de tus propias navidades, tú libro está en blanco, donde todo, absolutamente todo depende de ti.

Crea encuentros con personas que sumen y quizás tengas mucho sin compartir, será gratificante y muy placentero.

Regálatemomentos para estar contigo mismo y mimarte. Son días de reflexión profundasobre ti mismo, de asumir con responsabilidad absoluta, si el camino actual anivel personal y profesional es realmente lo que deseas y a su vez permite lagran realización de tu ser.

Sueña y actúa, evita seguir quejándote de las circunstancias que no has elegido soltar por seguir en tu comodidad, tu transformación es ahora, no temas a la incomodidad, porque es el mejor sitio para crear.

 Cambia hábitos poco a poco por otros que sean los que se acerquen a tú deseo.

 Es ahora, el momento de cerrar ciclos que no te permiten avanzar para dar bienvenida a lo nuevo, celébralo.

Agradece este momento sea cual sea, es tuyo y conviértelo en el mayor orgullo de ti mismo.

Permítete hacer lo que nunca haces “por el que dirán” y sólo pregúntate ¿ qué pienso yo de mí? Eso es lo trascendental.

Deja que tu niño interior se haga fuerte, que se ilusione, porque todo es posible. Cuando somos pequeños esperamos los regalos con la fuerte convicción de que llegarán, daba igual los caminos, no nos detenemos a pensar el ¿cómo?.  Vuelve al niño, y no te preguntes cómo ocurrirá, sólo encárgate de hacer, hacer y hacer. El regalo siempre llegará.

Refuerza tú salud, nutre tus emociones (alerta, con tus pensamientos), nutre tu cuerpo de alimentos que aumenten tu serotonina y tu sistema inmune; disfruta al máximo de lo más grande TU.

LA FELICIDAD ES UNA ELECCIÓN, HACERLA TUYA TU OBLIGACIÓN.